miércoles, 31 de marzo de 2010

Un año


Desde aquí, nuestro más sentido recuerdo.

Por cuestiones personales, no estaba en el país el 31 de marzo de 2009. Pero desde lejos, observé con felicidad cómo la ciudadanía se unió para despedirlo.

Siento que hubo una especie de reconciliación con el. Suele pasar; a la distancia, en frío, se valoran más los grandes hechos, y menos los detalles.

Personalmente, creo que uno de sus mayores logros, y uno que merece ser mencionado el día de hoy, es el Juicio a las juntas y a los cabecillas terroristas, a pesar de ciertos necios que actualmente se autoproclaman campeones de los DDHH y que han tenido la osadía de ningunear ese fundacional hito para nuestro país.

Un año. Mucho tiempo. Pero Alfonsín sigue presente. Y ojalá lo esté mucho tiempo más.

Pd. Emotivo post aquí, y una interesante recopilación de audios, videos e imágenes en un especial de La Nación.

--------------------------------

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Opine libremente, sin censura ni edición. En este Blog no revisamos los comentarios antes de su publicación.

Compartí 2.0