jueves, 15 de abril de 2010

Una política propia del RMS Titanic


Hoy hace 98 años se hundía el RMS Titanic en el Atlántico Norte, tragedia en la que fallecieron más de 1.500 pasajeros.

De Wikipedia obtuve el cuadro que ilustra el post, en el que se detalla la tasa de mortandad por clase. Así, se observa que mientras que el 39.5% de los pasajeros de primera clase fallecieron, la suerte de los pasajeros empeora a medida que descendemos de clase en la que estaban embarcados. Los de segunda clase tuvieron una tasa de mortandad del 58.3%, y los pasajeros de tercera clase tuvieron la mayor tasa, alcanzado el 75.5%.

Además, al menos 2 perros salvaron sus vidas. Indignante, ¿verdad?

La dispar suerte entre las diferentes clases me remite casi automáticamente a la inflación que nos afecta en la actualidad.

Nuevamente apelando al gorila y opositor Artemio, leemos en su blog sus recientes comentarios respecto de los datos del Indec:

"La Canasta Básica Alimentaria, que mide la indigencia, aumentó 9,6 % en el primer trimestre de 2010. Lo tomamos como válido y confirmamos que hay inflación de alimentos y mucha.
Golpea con doble dureza que a la población general a los segmentos indigentes. La actualización del Plan de Asignación a menores , con este ritmo inflacionario de Canasta Básica, es ineludible".

En efecto, en una política similar a la observada en el RMS Titanic, la inflación la sufren más las clases indigentes de nuestra sociedad.

Mientras tanto, y más allá de tibios reconocimientos de aumentos de precio, la banda continúa tocando como si nada...

--------------------

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Opine libremente, sin censura ni edición. En este Blog no revisamos los comentarios antes de su publicación.

Compartí 2.0