jueves, 6 de agosto de 2009

El dulce encanto de ser oficialista


Dado que estoy de vacaciones, me he permitido relajar mis "obligaciones" de bloggear cada día por medio. Pero además, tambié he incurrido en el ejercicio de leer más detenidamente (y con tiempo) la blogósfera oficialista. Sucede que mis funciones laborales normalmente no me permiten leer TODOS los blogs K con el debido tiempo que quisiera tener.

Pero ahora, de vacaciones, sí puedo hacerlo. Y he llegado a una excelente conclusión: está bueno ser oficialista. Es fácil. Nos permite desconectarnos de los miedos naturales del mundo real. ¿Ser oficialista es el opio de la política? Con perdón de Marx y Kant.

Ser oficialista te permite endilgar toda responsabilidad hacia afuera: la oposición, los medios, el gorilaje, la clase media, los oligarcas, los fachos, el campo, la derecha, etc. Hay poca, muy poca, autocrítica en la blogósfera oficialista. Pero tal característica no sorprende: el propio movimiento Kirchnerista resiste tozudamente la autocrítica. Aún cuando lograron lo que pocos gobiernos pejotistas consiguieron: perder en la provincia. Duhalde y Kirchner comparten también eso. Simpático, ¿no?

¿Cómo pedirle autocrítica a quien sostuvo, tras las elecciones, que "ganamos en Cafayate"?

En la blogósfera oficialista, el mundo es binario. Irreal. Ingenuamente sencillo. Veamos:

Es siendo oficialista que se logra creer que el IPC es genuinamente medido por el Indec (acá y acá), como respuesta a una campaña de los tenedores de bonos argentos.
O que el tarifazo del gas es una opereta mediática más (acá).
O que incluso a las 17 hrs del 28J, el Kirchnerismo ganaba en PBA (acá).
O que la Gripe A no es para tomarla en serio (acá).
O que tal vez en Venezuela no hubo un atentado contra Globovisión, sino un autoatentado (acá).

En fin. No sigo porque prefiero seguir conectado al mundo real. El mundo de fantasía prefiero dejarlo para los niños.

-------------------------

7 comentarios:

  1. A veces los tipos te ganan con algunos absurdos que repiten hasta el infinito.
    Otras te dan unos argumentos que ni siquiera a los K se le ocurren.
    En cuento tome un poco de fuerza, vuelvo a paasearme por los blogs estos para seguir luchando.

    ResponderEliminar
  2. Observador, su regreso será bienvenido.

    ResponderEliminar
  3. 3) "Aún cuando lograron lo que pocos gobiernos pejotistas consiguieron: perder en la provincia. Duhalde y Kirchner comparten también eso. Simpático, ¿no?"

    Lo bueno es que a Menem eso no le pasaba. Nah, chicana. Pero lo que decís es como un boleto viejo: no tiene ningún valor, y te agrego algo: el kirchnerismo se enfrento en los comicios a un sector del peronismo que traicionó. El peronismo no perdió en Buenos Aires, estás equivocado. Decile eso a las Unidades Básicas que colgaban carteles de Solá y De Narváez.


    4) "En la blogósfera oficialista, el mundo es binario. Irreal. Ingenuamente sencillo. Veamos:
    Es siendo oficialista que se logra creer que el IPC es genuinamente medido por el Indec (acá y acá), como respuesta a una campaña de los tenedores de bonos argentos.
    O que el tarifazo del gas es una opereta mediática más (acá).
    O que incluso a las 17 hrs del 28J, el Kirchnerismo ganaba en PBA (acá).
    O que la Gripe A no es para tomarla en serio (acá).
    O que tal vez en Venezuela no hubo un atentado contra Globovisión, sino un autoatentado (acá).
    En fin. No sigo porque prefiero seguir conectado al mundo real. El mundo de fantasía prefiero dejarlo para los niños."

    Yo no voy a rebatir cada punto porque sería agotador. Pero después decís que yo soy reduccionista y que clasifico con facilidad, fijate lo que decís, que somos binarios, que lo que decimos es irreal, ingenuamente sencillo... parecés Tenembaum. Pero en lo que a mi concierne, te voy a repreguntar. ¿Me podés demostrar con datos concretos que la canasta que yo publiqué es incorrecta? Porque con el pico se dicen muchas cosas eh, pero no lo digas, HACELO. Dejen de ser puro discurso, si crees que estoy mintiendo demostralo, hace algo, dejá de quejarte de estar vivo y de lo malos y delirantes que somos los ciberk del espacio. Pero si preferís seguir en el mundo real, vuelvo a lo mismo: ¿que hacés en la blogósfera oficialista? Aun mas, ¿por que no te das un paseo por la calle, anotás los precios y me decís dónde me equivoqué? Dale, mundo real.

    5) ¿Así que el kirchnerismo desapareció a Julio Lopez? Que caradura eh... mejor no hubiese iniciado los juicios, así Julio Lopez no desaparecia... tienen un hambre...

    ResponderEliminar
  4. Ay flaco... ¿para ésto me invitás?

    1) "Pero además, tambié he incurrido en el ejercicio de leer más detenidamente (y con tiempo) la blogósfera oficialista. Sucede que mis funciones laborales normalmente no me permiten leer TODOS los blogs K con el debido tiempo que quisiera tener."

    Te aclaro que a mi tampoco me alcanza el tiempo para leer la blogósfera oficialista. Lo que no entiendo es para que te castigás leyendo a gente que no tiene representatividad, de hecho somos sólo el 22% según la encuesta telefónica de M&F (ja). Es decir, al gobierno lo vota el 32%, pero un 10% lo vota a disgusto. Todo bien, aguante Critica. De todos modos me parece un detalle menor. Esta bueno que junto al Observador Comprometido se paseen "para seguir luchando" contra los tiranos K de la blogósfera.

    2) "está bueno ser oficialista. Es fácil. Nos permite desconectarnos de los miedos naturales del mundo real. ¿Ser oficialista es el opio de la política? Con perdón de Marx y Kant.
    Ser oficialista te permite endilgar toda responsabilidad hacia afuera: la oposición, los medios, el gorilaje, la clase media, los oligarcas, los fachos, el campo, la derecha, etc. Hay poca, muy poca, autocrítica en la blogósfera oficialista. Pero tal característica no sorprende: el propio movimiento Kirchnerista resiste tozudamente la autocrítica."

    ResponderEliminar
  5. Bueno, a ver. Primero, los blogs oficialistas somos muchísimos. Como tales, evidentemente defendemos la posición del oficialismo porque creemos en esa posición (digamos, seríamos un poco ridículos si escribieramos sobre lo malo que hacen los Kirchner, para eso ya están ustedes y además te agrego que gracias a la confusión creada por los medios, ya no sabemos que está bien y mal, porque todo está bajo un manto de sospecha todo el tiempo. Ustedes no creen en nosotros y nosotros no creemos en ustedes). Pero entre todos los que somos, la forma en que nos expresamos es muy diferente. Artemio Lopez es oficialista, y yo dejé de leer su blog porque me molesta su posición "opositora desde adentro", es decir, habemos mas talibanes y dementes como yo, y los hay mas contemplativos (con-sen-so) como Artemio Lopez. Aún así podés encontrarme en la blogósfera criticando algunos puntos del oficialismo, creo que el 90% de los oficialistas rechazamos el veto de Cristina a la Ley de Glaciares, por citar un ejemplo claro, y la gran mayoría rechazamos que Néstor Kirchner haya permitido la fusión de Multicanal y Cablevisión (te recuerdo que en ese momento ya había problemas con Clarín, es decir, no fué por propia conveniencia).
    Hablás del oficialismo como un capricho, puedo decir lo mismo tranquilamente de la oposición. Lo loco es que encima tengo un problema con los opositores: no defienden ningún modelo, sinó su propio modelo, con lo cual es imposible rebatir lo que dicen o encontrar puntos en los que están equivocados, de hecho suelen hablar con los datos del lunes, agarran Clarin y dicen "ah, mirá, descubrieron que Felisa Miceli se choreó 64 mil dólares", nunca dicen "yo banco a tal o cual político o partido", siempre es "lo que yo pienso no te importa", "soy independiente", "me parece sensato lo que dice tal" y a mi también me gustaría tener los biceps de Stallone, la facha de Brad Pitt y la guita de George Soros, pero no puede ser todo en la vida flaco. Todo bien entre Disidente y el Observador Comprometido, mientras sean opositores. Pero cuándo Reutemann y Cobos se enfrenten, de un lado va a haber buenos y del otro malos. No se puede sostener ese rejunte del "70% que está contra el gobierno" si no hay un proyecto alternativo. Y no lo hay. El gobierno no ganó en el "Cafayate", porque el Cafayate no está en Santa Cruz. El oficialismo ganó en el Calafate en todo caso. Y también ganó a nivel nacional. Pero claro, la derrota en Buenos Aires es la mas importante (¡fe-de-ra-lis-mo!). Vos ninguneás esa mayoría nacional. No hay problema, es tu decisión. Aún asi, quiero ver como hacen con ese 70% que esta todomaltodomal para armar algo que no reviente como una bomba atómica. Por ahora están fracasando, y lo sabés.

    ResponderEliminar
  6. Salio todo al reves, pero las respuestas van en este orden: 2-3-1

    ResponderEliminar
  7. Martín, leo lo que piensa el oficiliasmo porque me interesa mi país, porque me gusta el debate, porque creo que es la unica forma de intercambiar ideas.

    Mi crítica al oficialismo es un factor ajeno a mi "partido". O sea, no tengo que defender obsecuentemente a un "color partidario" para poder sostener que hay errores, muchos, en el Kirchnerismo.

    Igual, si te interesa tanto, puedo decirte que no creo que haya surgido, aún, una figura convocante dentro del amplio y variado mundo de la oposición. Y yo no sumo a todo ese 70%: allí hay una diversidad de pensamientos imposibles de reunir.

    La nota sobre "Cafayate" era una ironía que no fue captada, veo. Decir "Calafate", "Cafayate", o "Cutral Co" era tan absurdo como la poco feliz aclaración de CFK en su aparición post elecciones.

    Derrota en Buenos Aires: en rigor de verdad, el oficialismo ha sido derrotado, y no solo en Buenos Aires (bastión del pejotismo). El Kirchnerismo fue reelecto en 2007, en forma clara, casi contundente. Pero desde entonces, ha logrado desperdiciar un gran capital político. Y la consecuencia se vivió a fines de Junio: un 32% tiene sabor a poco, sabor a derrota, se mire como se mire.

    Sobre los % de M&F, es posible que en los 2 meses que han pasado desde la derrota, la actitud radicalizada del Kirchnerismo le ha restado aun menos votos que los obtenidos el 28J. De todas maneras, lo de M&F es una encuesta que mide la aprobación (en este caso, la desaprobación) de un mandato, no mide votos.

    Respecto del Indec, es probablemente el cabal ejemplo de cierta obsecuencia. Nuevamente, un oficialista como Artemio Lopez (quien sostenia hasta las 17hrs del 28J que Kirchner ganaba en PBA) te responde: su IPC (denominado IPX en Consultora Equis), es superior al IPC.

    Por último, jamás sostuve que el Kirchnerismo haya tenido que ver con la desaparición de Lopez. Lo que sostengo es que, para un autodeclarado rey de los DDHH, debe ser una horrible "mancha" en su gestión. Llama la atención la poca importancia que parece darle el oficialismo a este desaparecido en democracia.

    Abrazo.

    ResponderEliminar

Opine libremente, sin censura ni edición. En este Blog no revisamos los comentarios antes de su publicación.

Compartí 2.0